Conéctate con nosotros

Hola que estas buscando

Pais al Dia

Salud y Medicina

El tenis de mesa como medicina para frenar el Parkinson

Los primeros síntomas comenzaron en 2015. «Se me agarrotaban los dedos del pie izquierdo cuando hacía deporte y después, ya simplemente al andar. Se me cerraban los dedos como si fuese un ave rapaz, era imposible caminar así», recuerda Javier Pérez de Albéniz. Fue de médico en médico hasta que por fin dieron con el…

El tenis de mesa como medicina para frenar el Parkinson

Los primeros síntomas comenzaron en 2015. «Se me agarrotaban los dedos del pie izquierdo cuando hacía deporte y después, ya simplemente al andar. Se me cerraban los dedos como si fuese un ave rapaz, era imposible caminar así«, recuerda Javier Pérez de Albéniz. Fue de médico en médico hasta que por fin dieron con el diagnóstico: Parkinson, una enfermedad progresiva del sistema nervioso que afecta al movimiento. «Y ahí me cambió la vida», reconoce. Tenía 55 años. «Si no tomo la pastilla, tengo también problemas de movilidad en las piernas», añade. En su caso, no hay temblores de manos.

Es periodista y llevaba toda la vida ejerciendo de reportero y viajando de un lado a otro. «De repente no podía irme de viaje de trabajo porque a lo mejor me levantaba y tenía que estar dos horas esperando a que la medicación me hiciese efecto y pudiese moverme. Y también hay veces que el Parkinson me impide incluso leer y estar concentrado», explica.

Los médicos le dijeron que sólo había dos formas de frenar la enfermedad: con la medicación y el deporte. Había practicado fútbol y bádminton, entre otros, pero descubrió en el tenis de mesa la mejor medicina. Fue tras ver un cartel del Club de Talavera de la Reina en una farola de la ciudad manchega. Comenzó a jugar allí en septiembre de 2019 y dos años después, se proclamó subcampeón mundial.

Beneficios físicos y mentales

«El tenis de mesa te ayuda a salir del agujero. Cuando juego, me olvido de la enfermedad, es como si no tuviese Parkinson, y eso no se paga con nada. De repente, me siento perfecto. Mis movimientos son más torpes y lentos que los de quienes no lo tienen, pero te olvidas durante un rato y a nivel mental es importante«, reconoce.

Cuando juego al tenis de mesa, me olvido de la enfermedad y eso no se paga con nada

Javier Pérez de Albéniz, subcampeón mundial de tenis de mesa con Parkinson

Tiene beneficios mentales y físicos. «Es un deporte que me viene de maravilla, ayuda a frenar la enfermedad. Cuando juego, me siento mejor y cuando no lo hago, me noto más lento y agarrotado. También me ayuda a dormir», prosigue. «Y es adictivo», apunta. En la actualidad, se entrena un mínimo de tres días a la semana con el jugador nigeriano Tajudeen Salau.

Plata mundial sólo dos años después de empezar a jugar

La Federación Internacional de Tenis de Mesa organiza desde 2019 los Campeonato del Mundo de Tenis de Mesa para jugadores con Parkinson. Ese año se celebró en Pleasanville, Nueva York. La pandemia dejó 2020 en blanco, y en octubre de 2021 se celebró la segunda edición en Berlín, en la que participaron 135 deportistas, entre ellos Pérez de Albéniz, de 21 países.

Anuncio. Desplácese para seguir leyendo.
Javier Pérez de Albéniz muestra la plata mundial.

Javier Pérez de Albéniz muestra la plata mundial.ÁLVARO DÍAZ

Él era el único español y como llevaba tan poco tiempo practicándolo -apenas dos años- pensó que no pasaría de la primera ronda, así que se planteó el viaje a la capital alemana como un viaje de turismo con su familia. Llevaba para el primer día una camiseta de su club de Talavera, unos panatalones de competición, zapatillas y las palas. «Me encontré con un polideportivo gigantesco, lleno de gente con equipos uniformados, con chándales y bolsas con sus nombres. Estados Unidos, por ejemplo, tenía entrenadores y fisioterapeutas», rememora. Y él solo, con su familia en las gradas, llegó a la final.

«El primer día gané y me tocó lavar la camista en el baño del hotel con champú para ponérmela al día siguiente. Y fui ganando hasta llegar a la final. Cada día iba lavando la equipación», recuerda entre risas. Y al final, se volvió con una plata en la maleta y con la guía de Berlín intacta. No hubo tiempo para hacer turismo.

Reconoce que se puso nervioso porque le falta experiencia competitiva y porque no está acostumbrado a competir con público. En España no hay campeonatos para personas con Parkinson. Antes de viajar a Berlín se fogueó en competiciones locales en pueblos con gente sin la enfermedad.

Entre sus planes de futuro, está publicar un libro sobre el Parkinson y el tenis de mesa. Nadie mejor que él para contar en primera persona cómo le ha cambiado la vida.

Puede que también te guste

Entretenimiento

La serie tiene planes grandes para estos tres personajes. Ultimate team | Foto: Bones My Hero Academia tiene planes muy marcados para el trio...

Finanzas

CON BATERÍAS MODULARES Ample ha presentado sus estaciones de intercambio de baterías que aportan el empleo de baterías modulares y adaptables a los coches...

Tecnología

Actualizado el 21/02/2021 08:34 a.m.Ahora te enseñaremos cómo descargar la actualización de la APK WhatsApp Plus V10. Ante las nuevas condiciones y políticas de...

Entretenimiento

Carlos Torres y su novia, Joanna Castro / Tomada de Instagram. Carlos Torres , el protagonista de ‘La Reina del Flow 2 ’ no...

Anuncio