Las autoridades dispusieron de varias medidas de seguridad para evitar que se presenten altercados entre las barras.

Una gresca que se armó entre los hinchas de Independiente Medellín y Atlético Nacional, que compartían en un partido amistoso entre las barras, que se cumplió en la cancha Marte, empañó la previa del clásico antioqueño.

Según versiones suministradas por las autoridades, a uno de los asistentes le dio un ataque de epilepsia, lo que generó confusión entre los presentes, quienes creyeron que el desmayo era producto de una agresión.

Sin embargo, algunos de los testigos tienen una versión diferente y aseguran que todo comenzó cuando empezaron a lanzar botellas y en ese momento algunos de los líderes de las barras intentaron persuadir, pero el tema ya se había salido de control.

Los disturbios que generó este hecho se extendieron a la unidad deportiva Atanasio Girardot, donde unos y otros se lanzaron piedras, pólvora y otros artefactos. Aunque no hay información al respecto, se conoció que el altercado sí dejó heridos.

En víspera de este encuentro se realizó una reunión extraordinaria entre funcionarios de la Alcaldía e integrantes de las barras, con el objetivo de analizar lo sucedido y evitar que esta situación se repita este domingo cuando ambas hinchadas se reunirán en el principal escenario deportivo de la ciudad.

Se espera lleno

Lo anterior contrasta con el ambiente de fiesta que se vive en la ciudad y que se refleja en el alto número de entradas que se ha vendido para este compromiso.

“Tenemos 20.400 abonados, habilitamos 20.000 entradas adicionales, de las cuáles los abonados compraron con prioridad otras 5.000, las 15.000 boletas restantes fueron puestas a la venta para el público general.

Teniendo en cuenta las cortesías y los patrocinadores, calculamos una asistencia aproximada de 42.000 personas”, informó este sábado el DIM, que será el local para efectos de taquilla y logística.

Disposiciones de seguridad

Según informó la Alcaldía de Medellín, para este compromiso, que es considerado clase A en materia de seguridad, se dispondrá de 800 uniformados, que tendrán la responsabilidad de garantizar la seguridad de los cerca de los 42.000 espectadores que se reunirán en el lugar.

Las puertas del estadio se abrirán a las 3:40 p.m., y los aficionados podrán ingresar banderas con tubos de PVC, de máximo 1.80 metros, y sombrillas que no tengan punta metálica.

Las autoridades implementarán un Puesto de Mando Unificado (PMU) en el estadio y harán uso del sistema de videovigilancia que se encuentra instalado en el escenario deportivo.

“En esta estrategia de Cultura del Fútbol llevamos más de 20 clásicos en paz al interior del estadio donde no han ocurrido incidentes. La invitación es a vivirlo así, tendremos un PMU instalado con todas las entidades, la Policía Nacional y estaremos muy atentos a proteger esta actividad deportiva”, manifestó el subsecretario operativo de la Secretaría de Seguridad, Ómar Rodríguez Aranda.

Tres anillos para ingresar

Quienes deseen entrar al estadio tendrán que superar previamente tres anillos de seguridad, que se dispusieron para el acceso de los aficionados. Los primeros dos estarán en inmediaciones del estadio y el tercero en la entrada de cada tribuna.

Vale la pena recordar, que desde la alcaldía de Federico Gutiérrez se viene implementando la estrategia de Cultura del Fútbol, la cual ha permitido que tanto los hinchas de Medellín como los de Nacional acudan al Atanasio, sin importar cuál sea el anfitrión.

Para este compromiso, como es natural, se espera una mayor asistencia de los hinchas del Equipo del Pueblo, que es que hará las veces de local.

6:10

p.m. hora de inicio del clásico regional entre Medelín y Nacional.

Jaider Escobar Buitrago

De niño soñé ser periodista deportivo. Soy sonsoneño, especialista en comunicación y un apasionado de mi profesión.